VICTORINO DE FELTRE


HISTORIA DE LA EDUCACIÓN     26.III.2011
Bryan Donovan de León Vásquez

Victorino de Feltre

Vittorino Ramboldini más conocido como Vittorino da Feltre (Feltre, 1372 o 1378 -Mantua, 2 de febrero de 1446)1 fue un humanista y educador italiano.
Vittorino Ramboldini fue hijo de un escribano, se marchó hacia Padua para estudiar en la Universidad de Padua, donde fue alumno de Gasparino de Barzizza. Fue invitado a Mantua por Francisco I Gonzaga y allí se estableció en 1422. Pronto fundó (en 1423) allí una escuela bajo los ideales cristianos unidos a los del humanismo. La llamó Ca' Gioiosa, que significa La casa de la alegría. La estableció alejada de la agitada y mundanal vida cortesana, en un poblado que Gonzaga, su colaborador, dejó a su disposición. Él vivía con los mismos alumnos en la misma casa, por lo que se ha considerado que fundó la primera escuela pupila secular.2
Obra y pensamiento
Victorino de Feltre, fue un innovador en el área educativa, convencido de que la educación debía estar basada en el interés de los alumnos, quienes no debían considerarla un castigo.
Fue el primer humanista en desarrollar un currículo de educación física. Su programa incorporaba la arquería, las carreras, los bailes, la cacería, la pesca, la natación, el esgrima, la lucha y los saltos.3Según Vittorio, la educación física debería ser considerada como cualquier otra disciplina dentro del proceso educativo del individuo, ya que es indispensable para el aprendizaje en otros campos del saber. Además, era importante para disciplinar el cuerpo, la preparación de la guerra y para el descanso y la recreación. Se le atribuye a él la creación de ejercicios especiales para niños con incapacidades físicas.
Muchos hijos de grandes humanistas del siglo XV enviaron a sus hijos a su escuela, como Guárico de VeronaPoggio Bracciolini, y Francesco Filelfo. También tuvo como alumno a Federico de Montefeltro.
Su sistema de enseñanza fue imitado en toda Europa, especialmente en Inglaterra. Su movimiento de renovación pedagógica culminó en el de Hyeronimus Mercurialis.
La información, fue tomada del sitio: http://es.wikipedia.org/wiki/Vittorino_da_Feltre

Victorino de Feltre y también abrió diversos Centros autónomos de educación en Milán, Venecia y Mantua. El de Mantua, llamado "La Giocosa" acogió estudiantes de media Europa por el gran prestigio que tuvo, debido a los sistemas liberales, eruditos y naturales que empleaba.
De portentosa facilidad para exponer su pensamiento, su sistema fue modelo del estilo renacentista, que se distinguió por buscar la educación completa de la persona desde las artes y las letras.
    Con todo, en su sistema lo religioso y lo moral tuvo la primacía, pero siempre armonizado con la importancia otorgada a las ciencias naturales, a las expresiones artísticas y a los ejercicios corporales, reforzado todo ello con la práctica de las virtudes más selectas. Se le considera el mejor exponente de la pedagogía humanista y un precedente de la educación activa de Pestalozzi.

Pedagogo italiano mas original, era un humanista cristiano, el primer educador del renacimiento italiano, tenia ideas novedosas para la época. Fue llamado para educar a los hijos del príncipe de Mantua y dirigir una escuela dentro de nuevos ideales humanísticos.
El instituto, modelado con el espíritu del renacimiento, fue una verdadera escuela nueva, reuniendo sus nuevos métodos pedagógicos con las finalidades de la educación tradicional y cristiana, en su escuela, reinaba un clima de alegría y libertad, corrigió abusos corrientes de la época; desterró manjares delicados, la comida era sencilla y frugal, al igual que vestidos y muebles. Pensaba que los ejercicios físicos, influían saludablemente sobre el alma y les dio gran importancia.
Sus alumnos eran ejercitados en danza, instrumentos de música y canto; en la primavera interrumpían las clases para dar paseos interesantes y largos recreos.
Propuso varios estudios al mismo tiempo, para que el espíritu descansara con la variedad de los asuntos, alababa la enciclopedia de los griegos, porque la ciencia y la educación se componen de numerosas disciplinas, y es conveniente conocerlas para discurrir sobre ellas en su oportunidad.
Todo, en su sistema, tiende al desarrollo de la razón, a pensar. Procuró todos los medios para que su enseñanza fuera arráyente. Prodigaba cuidados especiales a los menos dotados, exigía una atención sostenida. Los ejercicios escritos se hacían con sumo cuidado, y el maestro les corregía. A diario los alumnos asistían a misa en la capilla de la casa. Era inflexible respecto a la decencia y los buenos modales.
Pretendía conocer a fondo a sus alumnos, así que los dejaba en plena libertad de acción en las relaciones que tenían con el. Se informaba sobre las condiciones de sus familias para descubrir las influencias de la herencia, del atavismo, y escoger las actividades a desarrollar y las artes a dedicarse.
En la escuela había ardor para el bien y afición al estudio, por medio de alabanzas dadas oportunamente, cultivándose con cuidado el sentido del honor y el afán de gloria.
Los castigos repugnaban a su modo de ser, por eso los aplicaba en caso de extrema gravedad. Creía que era preferible prevenir las faltas mediante una disciplina prudente. La bondad inteligente, combinada con firmeza, era el mejor sostén de la cultura moral. El afecto dominaba en este sistema, uniendo a maestros y discípulos.